El Seguro Social es importante para las mujeres

Marzo 2014 (Version para imprimir)

El Seguro Social es neutral en el aspecto de géneros-  las personas con historiales de ganancias idénticos son tratados de la misma manera al calcular los beneficios. Esta hoja de datos es provista por la Administración del Seguro Social para mostrar cómo las mujeres se benefician del programa del Seguro Social y cómo ciertas características demográficas de mujeres se comparan con la población entera.

  • Con expectativas de vida más altas que los hombres, las mujeres de edad avanzada tienden a vivir más años durante su jubilación y tienen una oportunidad más grande de agotar otras fuentes de ingreso.  Se benefician de la protección del costo de vida del Seguro Social porque los beneficios son ajustados anualmente debido a la inflación.

    • Se espera que las mujeres que cumplirán los 65 años de edad en el 2012 vivan un promedio de 21.4 años adicionales, comparado con 19.1 años para los hombres.
    • Las mujeres representan el 56 por ciento de los beneficiarios de Seguro Social mayores de 62 años de edad y aproximadamente el 66.7 por ciento de beneficiarios mayores de 85 años de edad.
  • El sistema del Seguro Social es progresivo en que las personas con ganancias más bajas reciben un beneficio con un porcentaje más alto que las personas con ganancias más altas.  El sistema le devuelve un mayor porcentaje de las ganancias antes de la jubilación a los trabajadores con ganancias más bajas que a los de ganancias más altas.  Las mujeres con ganancias más bajas reciben más beneficios en relación con ganancias pasadas que los trabajadores con ganancias más altas.

    • En el 2012, las ganancias medias de las mujeres que trabajaban a tiempo completo todo el año eran $38,000, comparadas con $48,362 para los hombres.

  • En el 2012, el ingreso anual promedio de Seguro Social recibido por mujeres mayores de 65 años de edad era $12,520, comparado con $16,398 para hombres. El Seguro Social provee beneficios de dependientes a los cónyuges, cónyuges divorciados, viudos o viudas envejecientes y a viudos o viudas con niños menores.

  • En el 2012, para las mujeres solteras – incluso viudas – mayores de 65 años de edad, el Seguro Social compone el 50.4 por ciento de su ingreso total.  Por lo contrario, los beneficios de Seguro Social componen solamente el 35.9 por ciento del ingreso de hombres solteros de edad avanzada y solamente el 30.2 por ciento del ingreso de parejas de edad avanzada.

  • En el 2012, el 49.6 por ciento de las mujeres solteras de edad avanzada que reciben beneficios de Seguro Social dependen del Seguro Social para el 90 por ciento o más de su ingreso.

  • Las mujeres de edad avanzada tienen menos probabilidad que los hombres de edad avanzada de recibir ingreso significativo de una pensión que no sea del Seguro Social.  En el 2012, solamente el 22.0 por ciento de mujeres solteras mayores de 65 años de edad estaban recibiendo su propia pensión privada (de trabajadora jubilada o sobreviviente) comparado con el 27.7 por ciento de hombres solteros.

    • La participación de mujeres en planes de jubilación patrocinados por empleadores está aumentando para mujeres en la fuerza laboral actual.  En el 2012, 55 por ciento de mujeres empleadas a tiempo completo participaron en un plan patrocinado por el empleador, comparado con el 52.3 por ciento de hombres.  Las mujeres usualmente reciben beneficios de pensiones más bajos debido a sus ganancias relativamente más bajas.

Nuestro sitio de Internet en www.segurosocial.gov/mujeres contiene más información de interés para las mujeres.

Esta hoja de datos está diseñada para proveer información general y no aplica a todas las personas en la populación femenina.